Data: julio 28, 2015 | 16:28
HALLAZGO CIENTÍFICO | Análisis genéticos muestran migraciones de la Oceanía...

Pueblos de lengua Tupí en la Amazonia como los Xavante, son de origen australiano

se afirma que las poblaciones provenientes de Australia se mezclaron con aquellos que llegaron desde el estrecho de Bering 2.000 años antes, hasta poblar la Amazonia. | Fotomontaje Sol de Pando

Se afirma que las poblaciones provenientes de Australia se mezclaron con aquellos que llegaron desde el estrecho de Bering 2.000 años antes, hasta poblar la Amazonia. | Fotomontaje Sol de Pando

© Wilson García Mérida | Redacción Sol de Pando

Ataviados con ropaje de un bambú llamado tebe, estos niños Xavante cumplen el ritual para pasar de la niñez a la adolescencia. | Foto Rosa Gauditano

Dos estudios científicos realizados simultáneamente por las universidades de Copenhague, Dinamarca, y de Harvard, Estados Unidos, han establecido una sorprendente relación genética entre los llamados aborígenes de Australia, en el continente insular de Oceanía, con algunos pueblos indígenas de la Amazonia como los Xavante que habitan en el Mato Grosso brasileño.

Los hallazgos, publicados recientemente por las revistas NatureScience, revelan que ciertos linajes de nativos americanos de la Amazonia provienen de una población más relacionada con los indígenas de Australia, Nueva Guinea e incluso de las islas de Andamán (en el golfo de Bengala en el océano Índico) que con los euroasiáticos y nativos americanos actuales. Además de los Xavante, tendrían este origen australiano los Suruí y Kariiana pertenecientes a la familia linguística Tupí.

El estudio danés —que secuenció información genómica de nativos americanos y siberianos— muestra la evidencia de un flujo genético posterior en el ADN de algunos nativos americanos similar al de las poblaciones actuales australo-melanesias y del este asiático, según detalló Eske Willerslev, director del Center for GeoGenetics y director de Investigaciones de la Universidad de Copenhague.

Dos olas migratorias de diversa rama

Olas MigratoriasLa nueva tesis no es incompatible con el antecedente de que los pueblos sudamericanos prehistóricos se formaron por migraciones originadas hace 23.000 años en el Ártico, en la Eurasia siberiana, para atravesar el estrecho de Bering —donde permanecieron aislados durante 8.000 años—, hasta que llegaron al actual continente americano hace 15.000 años, coincidiendo con el deshielo de los glaciares que abrió Bering como un acceso de Eurasia hacia el actual territorio norteamericano.

Posteriormente, la migración hacia la Amazonia desde Australia y otras islas de Oceanía se produjo hace aproximadamente 13.000 años.

Por tanto las poblaciones indígenas americanas tendrían dos ramas:

  • La primera, originada hace 15.000 años con los pueblos euroasiáticos cruzando el estrecho de Bering que conecta la Siberia con Alaska (desde donde bajaron hacia América del Sur).
  • La segunda rama proveniente de Australia hace 13.000 años, con poblaciones emigrantes de la Oceanía (que incluye la Polinesia, Nueva Guinea, Nueva Zelandia y Tasmania) cruzando el actual Océano Pacífico en línea recta (aunque también hay la hipótesis de que antes del deshielo de antiguos glaciares, las actuales Sudamérica y Australia formaban un sólo territorio que fue separado por la formación de un gran mar que hoy es el Pacífico aislando a ambos continentes. En esa misma época se habría formado el Salar de Uyuni, un mar inconcluso).

Los rasgos especiales de la «Población Y»

Según estudio realizado en Estados Unidos por un equipo que encabezó David Reich, profesor de Genética de la Escuela de Medicina de Harvard, las poblaciones provenientes de Australia se mezclaron con aquellos que llegaron desde el estrecho de Bering 2.000 años antes, hasta poblar la Amazonia formando una raza denominada por los científicos como «Población Y», consonante simbólico tomado de la palabra «Ypykuéra» que en lengua Tupí significa «antepasado».

Esta «Población Y»  tiene características craneales distintas al resto de los amerindios de la temprana migración euroasiática (por ejemplo los aymaras del altiplano andino tienen un parecido casi exacto con las poblaciones tibetanas del altiplano nepalés; y éstos a su vez son distintos a los amazónicos de origen australiano). Es decir, las conocidas características nor-asiáticas de algunos grupos indígenas americanos actuales que surgieron hace 15.000 años, contrastan  con algunos de los primeros esqueletos americanos que comparten rasgos con los australoasiáticos de hoy en día, formados dos mil años después de la primera oleada.

© Prohibida la reproducción de este artículo sin autorización expresa del autor

Los pueblos indígenas australianos

Un nativo australiano, cazador, recolector y en auslamiernto voluntario como los de la Amazonia. | Foto Archivo

Un nativo australiano, cazador, recolector y en aislamiento voluntario como los de la Amazonia. | Foto Archivo

Dentro de Oceanía, Australia con 4.000 kilómetros de extensión, se constituye en la única isla que le da forma de continente al archipiélago. Para facilitar el estudio del resto de las islas de este continente, se ñas agrupó bajo unos términos más amplios como son los de Micronesia, Melanesia y Polinesia.
La llamada «población aborigen» llegó a Australia hace unos 40.000 años, aunque hay estudiosos que atrasan su llegada hasta los 60.000. Utilizando canoas y toscas embarcaciones, estos primitivos viajeros arribaron a las costas australianas en varias oleadas, desde distintos lugares de la vecina Asia. Tal vez uno de estos lugares de partida, pudo ser la India, ya que con la población india comparten ciertos rasgos como su nariz ancha y algo aplastada o tez oscura. Su increíble capacidad de adaptación al medio les permitió alcanzar una población aproximada de un millón de habitantes a la llegada de los europeos a principios del siglo XVII, en la actualidad sólo quedan unos 200.000 primitivos australianos.
Estos colonos originarios desarrollaron una nueva civilización con una serie de rasgos sorprendentemente comunes a los de los actuales pueblos en aislamiento voluntario de la Amazonia: una economía basada en la recolección y en la caza y la pesca, sin prácticas ganaderas o agrícolas; útiles de madera como el valioso bumerang, arma de caza conocida en todo el mundo; vida al aire libre, sin presencia de una arquitectura civil o religiosa; manifestaciones artísticas valiosísimas con un arte rupestre muy rico y complejo acompañado de una impresionante pintura sobre el cuerpo, de gran expresividad; organización tribal y agrupación en torno a clanes y grupos familiares, vinculados a un tótem o a varios tótems.
A pesar de estos rasgos comunes, el tiempo y la distancia han ido configurando importantes diferencias regionales entre la población aborigen australiana, tanto desde el punto de vista lingüístico, como desde el punto de vista religioso o artístico. Esta diversidad queda patente al comprobar que en la Australia aborigen se pueden contar hasta 250 dialectos diferentes. Paulatinamente los dialectos fueron asociados a parcelas de territorio, hasta que las agrupaciones más reconocidas fueron aquellas designadas por el dialecto.
En términos generales podemos establecer hasta 17 ó 18 regiones culturales al hablar de la población aborigen australiana. En primer lugar hallamos la zona norte, en la que destaca la pintura rupestre, y en la que encontramos numerosas tribus: Gunwinggu, Nunggubuyu, Rembarnga, Yolngu, Gurindji, Jawoyn, Ngarinman, Wik, Kuku-yalanji, Gayardilt, Kaiadilt, Lardil, Waanyi, Yanuwa, Gooniyandi, Ngarinyin, Gagudju, Larrakia, Tiwi, Djabugay, y los Yidinjdji.
En segundo lugar una región sur, donde los aborígenes se autodenominan «nunga», con grupos como los adnyamathanha, los kaurna, y los ngarrindjeri. Otra región es la del este, donde encontramos varias tribus: Boonwurrung, Bundjalung, Darug, Eora, Gunditjmara, Kurnai, Ngunawal, Woiworung, Yugembeh, Barkindji, Kamilaroi, Wiradjuri, Yorta Yorta, Badtjala, Gubbi Gubbi, Quandamooka, o Yuggera.
En la región oeste, la población del área más septentrional se hace llamar «yamtji», mientras que el pueblo más meridional se autodenomina «nyungars»; los grupos que podemos encontrara en esta zona son los bibbulman, ngyungar, wajuk, watjarri, y yindjibarndi. La zona central es una zona tremendamente árida, en la que se encuentra alguno de los desiertos más secos de la Tierra, en ella se ubican tribus como los arrernte, los pintupi, los pitjantjatjara, los warlpiri, los wongath, los arabana, y los kalkadoon.
La isla de Tasmania es otra región dentro de la cultura aborigen australiana, si bien es cierto que tiene características especiales que la diferencian del resto de la cultura aborigen australiana; esta zona incluye los grupos de Nuenonne y Paredarerme.
Por último la zona de las Islas de Torres Strait con las tribus de Meriam Mir y Muralag.
Tomado de la Revista Esfinge

«La Tierra sin Tiempo» de la banda australiana Yothu Yindi | VIDEO

pueblos-indigenas

sopa de mani



Soria Galvarro



Komadina



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center