EMERGENCIA EN LA SOCIEDAD CIVIL | Llegan migrantes del África buscando en Brasil la tierra prometida, otros usan el Acre como vía para llegar a Sao Paulo; pero también la mafia de un país vecino extrae mujeres jóvenes de la capital acreana para esclavizarlas sexualmente y usarlas para transportar droga...

Rio Branco se atrinchera para frenar el Tráfico de Personas, tan criminal como el narcotráfico

Los combativos integrantes del Comité Estadual de Enfrentamiento al Tráfico de Personas comandados por Nilson Mourão, Secretario de Justicia y Derechos Humanos del Estado do Acre. | Foto Sejdhu

Los integrantes del Comité Estadual de Enfrentamiento al Tráfico de Personas liderizados por Nilson Moura Leite Mourão, Secretario de Justicia y Derechos Humanos del Estado do Acre. | Foto Sejdhu

© Wilson García Mérida | Redacción Sol de Pando en Rio Branco | Fotos: Sejdhu

“Governo Parceiro, Povo Emprendedor”, o sea: “Gobierno Yunta (socio leal, aliado fiel), Pueblo Emprendedor”.  Es el lema oficial del Gobierno del Estado do Acre y por encima de la frase está la Idea que se encarna en cada acto cotidiano de este buen gobierno en el centro amazónico del Brasil. Es un Estado que baja sobriamente de su pedestal y gobierna desde la sociedad civil, para la sociedad civil.  La sensibilidad social de este poder político es, por tanto, muy elevada.

La defensa y promoción de los derechos humanos, como generador matriz de la justicia, es una prioridad incontrovertible en la gestión del Estado acreano. Todos los aspectos de este ámbito son cubiertos por un personal bien capacitado, movilizado a tiempo completo, dentro una eficiente red de entidades oficiales —federales y estaduales— donde lo simbólico es un permanente nexo con la gente en la construcción colectiva de una conciencia humanitaria con territorio propio.

El problema de la Trata y Tráfico de Personas figura entre los temas de constante acción en la agenda estatal en el Acre.  Durante la última semana de julio, la Secretaría de Justicia y Derechos Humanos (Sejdhu) cumplió una disposición de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para celebrar jornadas de reflexión y socialización informativa del tema, en el marco de la campaña denominada “Coração Azul”. Dicha campaña atravesó agosto con el Segundo Congreso Internacional de Enfrentamiento al Tráfico de Personas, evento en el cual Bolivia estuvo presente a través de los sacerdotes Ildo Griz, responsable de la Pastoral de Migración en la Conferencioa Episcopal, y monseñor Eugenio Coter, Obispo del Vicariato de Pando. Dicho Congreso se realizó en la Universidad Católica de Rio Branco, del 10 al 12 de agosto, y tuvo como expositora principal a la religiosa Margareth Mayce, representante de la Sociedad Civil en la ONU.

En ese último encuentro, el secretario Nilson Mourão advirtió que el problema del tráfico humano en sus expresiones más perversas “es una realidad inobjetable” en la sociedad actual y está atacando crecientemente al Estado do Acre.

El corazón azul de Rio Branco

Encuentro realizado en el municipio de Puerto Acre con participación de sacerdotes y religiosas. | Foto Sejdhu

Encuentro realizado en el municipio de Puerto Acre con participación de sacerdotes y religiosas. | Foto Sejdhu

“Para que o sonho não vire armadilha” (“Para que el sueño no se convierta en pesadilla”) es el lema que enarbolaron Naciones Unidas y el Gobierno Federal del Brasil através del Ministerio de Justicia y Ciudadanía , entre el 25 y 30 de julio. En Rio Branco, esta campaña denominada “Corazón Azul” estuvo encabezada por el Comité Estadual de Enfrentamiento al Tráfico de Personas (Ceetrap).

Lucinei Peres Cardoso es el Coordinador del Núcleo de Enfrentamiento al Tráfico de Personas (Netp) —junto a Luiz Fernando Messias Costa, Secretario Ejecutivo del mismo Núcleo— mediante el cual la Sejdhu interviene en el Comité intersecretarial.

Perse Cardoso fue parte de la organización de las “Jornadas Azules” en Rio Branco, promoviendo siete actividades que arrancaron con el  Congreso Estadual de Consejeros Titulares del Ceetrap, encuentro co-organizado con la Secretaría Municipal de Asistencia Social a cargo de Fabio Fabricio Pereira da Silva. Los consejeros fueron los primeros en recibir la documentación y las cartillas informativas elaboradas por el equipo del Netp que encabeza Lucinei Peres Cardoso.

Otra importante actividad fue la reunión de movilización realizada en la casa de los migrantes africanos que son en su mayoría senegaleses, además de gambianos y cameruneses. Acaso esta fue una de las actividades más emotivas para Lucinei P. Cardoso: como técnico migratorio fue responsable de resolver la ola del éxodo haitiano que estalló el 2010 tras el devastador terremoto de Haití, encaminando durante los tres años posteriores la legalización de documentos y los trámites necesarios para que los inesperados refugiados se dirijan a otros puntos del Brasil.

El drama de los senegaleses refugiados en el Acre es una muestra de como el derecho humano a la migración se convierte en tráfico humano debido a la corrupción y debilidad institucional en los gobiernos del tercer mundo. | Foto Sejdhu

El drama de los senegaleses refugiados en el Acre es una muestra de cómo el derecho humano a la migración se convierte en tráfico humano debido a la corrupción y debilidad institucional en los gobiernos del tercer mundo. | Foto WGM

Posteriormente los activistas estatales se presentaron en el Barrio Santa Inés, como parte de las celebraciones del 24 Aniversario de este vecindario que es un modelo de desarrollo municipal; aqui el lema: “la libertad no se compra, la dignidad no se vende” fue repetido a coro por todos los vecinos, en especial las mujeres del barrio.

La campaña se focalizó también en el seno de la propia administración pública, con una movilización de funcionarios públicos en el Palacio de las Secretarías, y luego el equipo del Netp se desplazó hacia otros municipios del Estado do Acre como Brasiléia y Epitaciolandia en la frontera con Pando, además de Puerto Acre, Assis Brasil, Cruzeiro do Sul y Sena Madureira.

Actividad de mucho impacto fue la realizada en el Aeropuerto Internacional Plácido de Castro, donde los activistas estatales desarrollaron su campaña durante las horas de salidas y llegadas de los vuelos internacionales. Finalmente se trabajó en el campo ferial de la ExpoAcre, uno de los eventos de negocios y espectáculos especialmente concurrido por la juventud urbana de Rio Branco.

Derechos Migratorios versus Trata y Tráfico de Personas

Tres jóvenes colombianos acaban de llegar este jueves, poco antes del mediodía,a las oficinas de la Secretaría de Justicia y Derechos Humanos (Sejdhu) del Estado do Acre; afirman ser parte de una agrupación comunitaria que realiza artes en las calles de Bogotá y que tuvieron roces con una banda de microtráfico de droga, eso dicen, y huyen; llegaron a Rio Branco usando una ruta que es habitual desde aquella parte de Sudamérica: de Bogotá a Quito, Ecuador, luego Lima, Perú, hasta Cuzco, Puerto Maldonado, Iñaparí, y de ahí a territorio brasileño entrando por Assis Brasil (frente a Bolpebra, Bolivia) haciendo la última escala en Brasiléia hasta arribar a la capital del Acre tomando un omnibus de la Transacreana.  Es un viaje tortuoso por tierra que, desde su punto de partida en Colombia, demandó por lo mínimo una semana en las carreteras fronterizas.

El objetivo de los jóvenes colombianos es llegar hasta São Paulo, la metrópoli que está a más de 1.500 kilómetros de Rio Branco.

Hace un par de semanas apareció en las mismas oficinas de la Sejdhu un joven africano proveniente de Namibia, venía de Brasiléia totalmente indocumentado y sin un centavo en el bolsillo, alegando haber sido víctima de un asalto en algún punto de su extenuante ruta desde el África, y para colmo no hablaba una pizca de portugués ni español, balbuceaba algunas frases en inglés. Establecimos un breve diálogo con el joven africano a través del traductor del Google. Cuando le preguntamos por qué motivo vino al Brasil, nos respondió: “Desde niño, mi sueño siempre fue llegar a este país”.

Ciertamente hemos evidenciado que, entre los africanos, el Brasil es la ´Tierra Prometida´de este siglo XXI. Sin embargo la coyuntura de crisis económica que azota a nuestro país está obligando a muchos de estos migrantes abandonar el territorio brasileño buscando otras oportuniades en países como Argentina y Perú”, informa el coordinador del Netp.

Trata de Personas con fines de explotación sexual

Lo reciente en la materia: La crisis económica del Brasil está vulnerabilizando trágicamente en especial a las mujeres jóvenes de este país. Con la recesión  galopante, la clase media brasileña tiende a perder “status” y ese nivel de vida glamoroso que llevaba en tiempos de bonanza se está convirtiendo en un calvario de deudas bancarias, dificultades laborales y desestructuración familiar, lo cual está convirtiendo a muchachas que aún viven con sus depauperados padres en presa de redes mafiosas que están atravesando las fronteras sobre las mismas rutas del tráfico de cocaína que llega de Perú y Bolivia.

Sol de Pando tiene una cuota de involucramiento involuntario en este tema. Nos hallamos en el destierro precisamente por haber descubierto en Cobija, casualmente, un nexo político de alto nivel en Bolivia con una red que trafica jóvenes acreanas para prostituirlas en un circuito de ciudades que comienza en Cobija, pasa por Santa Cruz, La Paz e incluso Arica, Chile. De ello habíamos informado a religiosos de las parroquias de Brasileía y Xapurú entre el 16 y 18 de mayo. Algunas de estas jóvenes engañadas por una mafia que se montó el año 2006 por la organización del narco-sicario Mauro Vásquez (hoy preso en la cárcel de Chonchocoro), son incluso utilizadas como “mulas” para transportar cocaína a países como España. Esta banda que reactivó sus actividades criminales en los últimos dos años bajo la mirada cómplice de Quintana y con “relevo de mandos”, ya fue procesada en juzgados de Rio Branco el año 2008 por el delito de esclavización sexual y secuestro de adolescentes acreanas que terminaron en Bolivia sufriendo un calvario indescriptible.

En un informe que entregamos a la Policía Federal al momento de ingresar al Brasil, denunciamos también que Quintana es cómplice de una diputada cuya familia, vinculada igualmente al narcotráfico, administra un lenocinio en Cobija donde las mujeres vulnerables que son traídas de Rio Branco comienzan su periplo de esclavitud sexual y otros abusos en ese circuito de “placer y poder” que incluye el tráfico de cocaína hacia España. El lenocinio en cuestión es conocido como “Tía Isabel”.

El ministro Juan Ramón Quintana decidió impedir una supuesta publicación de Sol de Pando en la que denunciaríamos sobre dicha red de trata y tráfico de personas con fines de prostitución del que tomamos conocimiento en Cobija el pasado mes de mayo, precipitando un juicio por “sedición” que nos forzó al camino del destierro. He ahí la verdadera causa por la cual Quintana ha vuelto a vulnerar nuestros derechos humanos y laborales haciendo gala de su impunidad y descarada prepotencia política.

VIDEO PROMOCIONAL DE LA CAMPAÑA

LINK RELACIONADOS
columna-carlos-mesa
Knigth Center
Reporteros Sin Fronteras
CPJ