Data: noviembre 12, 2018 | 14:12
EN PLENA EXTINCIÓN | Para salvar la especie, expertos sugieren incidir en la conservación de las unidades territoriales adyacentes a las áreas protegidas, además de realizar estudios ecológicos y promover campañas de difusión a nivel local y nacional...

Policía Forestal investiga cacería de oso jucumari

Según la Unión Mundial para la Naturaleza, el oso andino o Jucumari es una especie con alto riesgo de extinción, por lo que recomienda asumir urgentes medidas de cuidado, | Foto Los Tiempos

© Redacción Sol de Pando | Agencias

La Policía Forestal y Prevención del Medio Ambiente (Pofoma) investiga la caza de un oso jucumari, en peligro de extinción, tras una denuncia divulgada en las redes sociales, informó hoy  la viceministra de Medio Ambiente, Cynthia Silva.

Según la agencia estatal de noticias ABI, la viceministra reportó que el Gobierno ya habría identificado la zona de extinción mediante indagaciones que viene realizando la Pofoma en pos de los responsables de la caza ilegal.

Imágenes difundidas en Facebook muestran a un grupo de hombres degollando y quitándole el cuero a un oso jucumari, lo que generó la condena y repudio de la población boliviana.

 “Este caso del oso jucumari nos llama mucho la atención, porque es una especie en peligro de extensión (…). No lo cazan por alimento, en general el conflicto es porque el oso se acerca a los cultivos“, explicó Silva.

 En Bolivia la caza de animales en peligro de extinción tiene una pena de hasta seis años de cárcel. 

Especie andina en peligro de extinción

Un testimonio gráfico del exterminio del oso jucumari en departamento de Chuquisaca, Provincia Tomina, municipio El Villar. | Foto Jorge Rodriguez Galarza

Según la Unión Mundial para la Naturaleza, el oso andino o Jucumari es una especie con alto riesgo de extinción, por lo que recomienda asumir urgentes medidas de cuidado.

El Jucumari es el omnívoro terrestre más grande del continente sudamericano y se constituye en el único miembro de la familia de los osos (Ursidae).

El hábitat de este animal son las regiones montañosas de la cordillera andina. En Bolivia, se ubica a lo largo de flanco este de la Cordillera Oriental, en los bosques de ceja de montaña, páramos húmedos y bosques montañosos, de La Paz, Beni, Cochabamba, Santa Cruz, Chuquisaca y Tarija.

Las áreas protegidas del Madidi, Apolobamba, Cotapata, Pilón Lajas, Isidoro Sécure, Carrasco, Amboró, El Palmar, Tariquia y Aguarague y los parques de Altamachi y Tunari, albergan esta especie.

Los osos machos de esta familia llegan a medir entre 1.80 y 2.00 metros, desde al punta de la nariz hasta la cola. Y llegan a pesar 175 kilogramos. En cambio, las hembras alcanzan a medir hasta 1.60 metros y pesan más de 80 kilogramos.

Este animal es omnívoro, porque además de animales (palomas, pavas de monte, ratones y venados), se alimenta de plantas, frutas, hojas, bromelias y palmeras y otros.

Según los expertos, el oso andino busca su pareja con el único objetivo de reproducirse. Las hembras tienen un periodo de gestación de ocho a siete meses. Generalmente, sus crías nacen entre diciembre y enero.

Esta especie se caracteriza por ser un animal solitario y aparentemente “territorialista”, por lo cual puede a atacar y matar a otro oso que invada su espacio geográfico.

Cómo salvar al Jucumari

Por las características en las que viven en Bolivia y e peligro latente de su extinción, los expertos de Unión Mundial para la Naturaleza, recomiendan incorporar acciones específicas de protección y sobrevivencia de este animal, en los planes de manejo de las áreas protegidas del Madidi y Apolobamba y otros lugares donde viven los mismos.

Entre estas acciones, sugiere incidir en la conservación de las unidades territoriales adyacentes a las áreas protegidas, además de generar información sobre densidades y tamaños de poblaciones.

Realizar estudios ecológicos y promover campañas de difusión a nivel local y nacional.

Además, para la conservación del Jucumari, es importante evitar el uso de objetos o productos que produzcan la muerte de cualquier animal.

Asimismo, insta a no comprar el oso para mascotas y sobre todo pide a la gente apoyar al Sistema Nacional de Áreas Protegidas (Snap) a cuidar a este animal

biodiversidad

Soria Galvarro



Komadina



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center