Data: junio 23, 2016 | 17:42
GANA LA TREGUA | Con apretón de manos, Santos y Timochenko paran a guerra...

Colombia y las FARC firman los acuerdos de paz y empieza el fin del conflicto en Colombia

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, se da la mano con el jefe de las FARC, Rodrigo Londoño 'Timochenko', en presencia del presidente de Cuba, Raúl Castro. | Foto Reuters

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, se da la mano con el jefe de las FARC, Rodrigo Londoño ‘Timochenko’, en presencia del presidente de Cuba, Raúl Castro. |Foto Reuters

© Redacción Sol de Pando | Agencias

Colombia dio este jueves un paso histórico en La Habana con un acuerdo sobre uno de los puntos más importantes de la agenda de negociación entre el Gobierno y la guerrilla de las Farc: el fin del conflicto.

Rodolfo Benítez, representante del Gobierno de Cuba, fue el encargado leer el acuerdo alcanzado por las partes. Lo hizo en el salón de protocolo de El Laguito, en La Habana (Cuba), y ante los ojos del secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, de cinco presidentes y una delegación del Gobierno, Congreso, gremio y decenas de periodistas que fueron testigos del trascendental momento.

Entre los anuncios clave está que el acuerdo final de paz será firmado en Colombia. Además, que el acuerdo incluye la concentración de guerrilleros en 23 zonas, en las que estarán de civil y sin armas. También, que dejarán las armas que recibirá la ONU y aceptarán el mecanismo de participación que avale la Corte Constitucional para que el pueblo colombiano diga si acepta o no los acuerdos de paz.

Uno de los puntos de lo firmado establece que Naciones Unidas tomará la totalidad de las armas de las FARC. «La ONU recibe la totalidad del armamento de las FARC-EP para destinarlo a la construcción de 3 monumentos, acordados entre el gobierno nacional y las FARC-EP», señaló el acuerdo suscrito en La Habana para un cese del fuego definitivo en Colombia.

El pacto remarca que las FARC terminarán la entrega de armas a Naciones Unidas 180 días a contar a partir de este jueves.

Además, según el documento, una vez que entre en vigor el acuerdo, a partir del primer día «la Fuerza Pública reorganizará sus esquemas para que las FARC puedan retornar y reorganizarse en 23 zonas». A partir del día cinco, se «desplazarán a esas zonas siguiendo las rutas establecidos en el acuerdo».

La paz más cerca que nunca

Tras firmar el acuerdo, el jefe de las FARC, Timoleón Jiménez alias «Timochenko», advirtió durante su discurso que el gobierno colombiano y la guerrilla están muy cerca de la firma del acuerdo final. «Estamos a las puertas de un acuerdo final», aseguró, y deseó «que este sea el último día de la guerra».

Por su parte, el presidente cubano Raúl Castro, garante del diálogo en La Habana, declaró: «El proceso de paz no tiene vuelta atrás. Ésta es la victoria de Colombia pero también de toda nuestra América». Y agregó: «Ante las diferencias, diálogo. Ante los retos, concertación. La paz en Colombia será una esperanza para millones de personas en el planeta que luchan por sobrevivir».

También tomó la palabra el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, quien tras manifestar su «profunda admiración» por los equipos negociadores, señaló que «el proceso de paz colombiano valida la perseverancia de todos aquellos que pelean por poner fin a los conflictos en todo el mundo».

El gobierno colombiano y las FARC negocian desde noviembre de 2012 en La Habana un acuerdo que permita establecer una paz «duradera y estable» en Colombia, con base en una agenda de seis puntos, de los cuales han alcanzado pactos provisionales en cinco, entre ellos uno de lucha contra el narcotráfico y otro de reparación a las víctimas.

No más discusiones

Las partes anunciaron que se concluyó la discusión sobre el espinoso punto sobre el fin el conflicto, que incluye el alto el fuego, la dejación de armas, el cese de hostilidades y las garantías de seguridad para los rebeldes.
Los mandatarios Nicolás Maduro y Michelle Bachelet presenciaron el anuncio en La Habana

El acto en La Habana estuvo encabezado por Santos y el jefe supremo de las FARC, Timoleón Jiménez, «Timochenko». Además, estuvieron presentes representantes de los países garantes del proceso de paz: por Cuba, el presidente Raúl Castro, y por Noruega, el canciller Borge Brende; y de los países acompañantes: los presidentes de Chile, Michelle Bachelet, y de Venezuela, Nicolás Maduro.

La firma de este acuerdo sobre el fin del conflicto con las FARC abre la puerta para sellar la paz definitiva, que, según anunciaron las partes, puede tener lugar en las próximas semanas.

El conflicto colombiano ha enfrentado durante más de 50 años a guerrillas, paramilitares, miembros de la fuerza pública y grupos del narcotráfico y ha dejado un saldo de alrededor de 260.000 muertos, 45.000 desaparecidos y 6,9 millones de desplazados.

LINKS RELACIONADOS
coronavirus



sopa de mani



desastre total



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center