Data: noviembre 22, 2013 | 22:30

Medio siglo después, magnicidio de JFK sigue en centro de la polémica

Pese a gobernar menos de tres años, Kennedy ocupa un lugar especial en la memoria de los estadounidenses.

Pese a gobernar menos de tres años, Kennedy ocupa un lugar especial en la memoria de los estadounidenses.

Hace medio siglo, dos disparos truncaron la vida de John F. Kennedy, el trigésimo quinto presidente de Estados Unidos, magnicidio que permanece envuelto en polémicas interpretaciones y que para algunos, cambió el curso de la historia del país.

© Prensa Latina

Unas cinco mil personas se congregaron este viernes en Dallas, Texas, donde murió JFK, como es conocido popularmente, para la conmemoración oficial que se extendió por algo más de una hora, de acuerdo con los organizadores.

Dentro del programa repicaron las campanas a las 12:30 hora local, momento cuando fueron disparados los mortales proyectiles contra la limosina descapotable en la cual se desplazaba el exgobernante en compañía de su esposa Jackeline.

Desde hace días se encuentra abierta una exposición conmemorativa en The Sixth Floor Museum, ubicada en la sexta planta del antiguo Texas School Book Depository, desde donde disparó Lee Harvey Oswald, el supuesto asesino.

El presidente Barack Obama estuvo ausente a la cita, si bien hace dos días rindió homenaje junto con el expresidente William Clinton ante la tumba de Kennedy en el Cementerio Nacional de Arlington, en Virginia.

Una reciente encuesta mostró que JFK es uno de los presidentes más populares de la nación, con un 83 por ciento de respaldo a su trabajo, cifra superior a cuando estaba al frente de la Casa Blanca, a donde llegó el 20 de enero de 1961.

La vida el carismático exmandatario, no obstante, estuvo muchas veces envuelta en la polémica, donde destacó su relación con Marilyn Monroe, ícono sexual de la cultura norteamericana.

Durante su presidencia ocurrieron los primeros acontecimientos de la Guerra de Vietnam, la traumática experiencia bélica que acabó con la vida de unos 55 mil efectivos norteamericanos.

Algunas fuentes refieren que Kennedy se mostraba contrario a efectuar operaciones en el sudeste asiático, lo cual chocaba con los planes de grupos asociados al complejo militar industrial que ansiaban desatar un conflicto, lo que pudo costarle la vida.

En el ámbito político, Kennedy cargó con el fracaso de la invasión mercenaria por Playa Girón, suroeste de Cuba, apadrinada por Washington en abril de 1961, con la cual se pretendía derrocar al gobierno revolucionario de Fidel Castro.

Al año siguiente, fue protagonista en los acontecimientos que pusieron al mundo al borde de una guerra nuclear, tras desatarse la denominada Crisis de los Misiles, que finalmente se zanjó mediante negociaciones secretas entre Washington y Moscú de las cuales se excluyeron a Cuba.

Para algunos analistas políticos tales acontecimientos, entre otros, pudieron haber motivado el que es considerado como uno de los asesinatos políticos más importantes del siglo XX.

Numerosas teorías conspirativas estiman que hubo más de un asesino envuelto en los hechos, no solo Oswald, a quien ultimaron en prisión en extrañas circunstancias dos días después de los sucesos de Dallas, lo cual impidió efectuar un juicio.

Otros estudios apuntan a una operación de la mafia y de la Agencia Central de Inteligencia.

coronavirus



sopa de mani



desastre total



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center