Data: diciembre 8, 2020 | 20:59
FISCALÍA Y POLICÍA SE CONTRADICEN POR EL SELLO AZUL | El jefe de la Interpol-Bolivia, coronel Pablo García, dijo que se rechazó la notificación para la búsqueda internacional de los ex ministros prófugos alegando “persecución política”. Grisel Arancibia, experta del tema en la Fiscalía, desmiente al policía…

¿PROTEGE LA INTERPOL A MURILLO Y LÓPEZ?

Grisel Arancibia, Jefe de la Unidad de Asuntos Internacionales de la Fiscalía General del Estado, desmintió la versión del coronel Pablo García en favor de Murillo y López. Se espera que en las próximas horas se esclarezca el entredicho. | Fotomontaje Sol de Pando

Para lectura en móvil usar pantalla horizontal|

DISPONIBLE EN PDF
BAJAR

[do action=»firma»]Wilson García Mérida | Redacción Sol de Pando[/do]

Al cierre de esta edición, la Fiscalía General del Estado aún no confirmó la versión difundida la semana pasada indicando que la Interpol habría rechazado emitir el sello azul para procurar la captura internacional de los ex ministros de Gobierno y de Defensa, entre otros funcionarios del régimen anterior que salieron del país a pesar de un arraigo dispuesto por el Ministerio Público.

La semana pasada, el Director de Interpol en Bolivia, coronel Pablo García, informó que la central de aquel organismo con sede en Francia habría rechazado activar la notificación (“sello”) azul para emprender la búsqueda internacional y captura de los ex ministros Arturo Murillo, Fernando López Julio y Víctor Hugo Zamora por delitos cometidos en el ejercicio gubernamental.

Según declaró García el viernes, la Interpol “no ha aceptado difundir la notificación azul para buscar a los señores Murillo, López y Zamora. La documentación se lo hizo conocer a la Fiscalía General; ellos han verificado que Interpol se apega al artículo tercero en la parte política, por ese motivo el documento fue rechazado”. Dicha declaración contradijo una versión anterior, del mismo jefe policial, en sentido de que Interpol habría emitido la notificación azul.

El jefe policial aseguró que la decisión de Interpol para no procurar a los ministros prófugos, alegando “persecución política” por parte del actual Gobierno, habría sido notificada oficialmente a la Fiscalía de Bolivia, asegurando que la decisión sería irreversible.

“En temas políticos esta organización no se mete”, dijo enfático el director de Interpol-Bolivia.

Enérgico desmentido desde la Fiscalía General

Sin embargo la Fiscalía General del Estado desmintió categóricamente la versión del representante de Interpol en el país. No hubo tal comunicación de Interpol desde París.

“Nos extraña que en este contexto de vigencia de un Gobierno Constitucional se viertan aseveraciones que causan desinformación y responden a criterios subjetivos, pues a la fecha no se ha recibido en la Plataforma de la Fiscalía General ninguna comunicación oficial de la Interpol – Francia”, reclamó la abogada Grisel Arancibia, Jefe de la Unidad de Asuntos Internacionales de la Fiscalía General del Estado.

Arancibia criticó las declaraciones del coronel García. “No sabemos los fundamentos de dicha autoridad para realizar esas aseveraciones que confunden a la población”, declaró el sábado.

La Jefe de Asuntos Internacionales de la Fiscalía, aseguró que como Ministerio Público se ha solicitado oportunamente la Notificación Azul a la Interpol mediante un oficio de 18 de noviembre, acompañando con documentación pertinente y cumpliendo con los requisitos establecidos por esta entidad.

Arancibia, observó que el Director de Interpol en Bolivia, Pablo García, realice declaraciones a los medios de comunicación con un doble discurso, ya que en el 26 de noviembre señaló que: “La Interpol autorizaba la búsqueda de los exministros de Bolivia Arturo Murillo y Fernando López”, con lo que confirmó que la solicitud fue aceptada y que se activó la notificación azul.

En esa fecha, el jefe policial sostuvo que para activar el «sello azul» se cumplió con los trámites y los procedimientos de solicitud, por lo que Interpol y los 194 países signatarios procederán con la investigación para establecer la ubicación exacta de los exministros y otras dos personas.

Según la misma Policía Boliviana, Murillo y López huyeron del país el 5 de noviembre a bordo de una nave de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB) que los trasladó desde Santa Cruz hacia la frontera con Brasil, de donde tomaron rumbo a Estados Unidos.

LINKS RELACIONADOS
coronavirus



sopa de mani



desastre total



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center