Data: agosto 11, 2013 | 3:53
COLUMNISTA INVITADO

FEDERICO E. VISCARRA | Barcelona: «O mais grande do mundo»

FEDERICO VISCARRA VALCÁRCEL Nacido en La Paz en 1.949 Jubilado del Sector Público habiendo ejercido funciones ejecutivas en varias Instituciones de la República como ser Ministerio de Planeamiento y Coordinaciön, Ministerio de Finanzas, Secretaría de Deportes, Caja Petrolera de Salud, etc. y en importantes empresas privadas del país. Columnista en periódicos de la Ciudad de La Paz El Diario y La Prensa, desde 1.988; Editor Deportivo del Semanario El Mundo de Maryland, Washington y autor de prólogos de libros sobre formación financiera, actualmente radicado en la ciudad de Cochabamba.

FEDERICO VISCARRA VALCÁRCEL
Nacido en La Paz en 1.949 Jubilado del Sector Público habiendo ejercido funciones ejecutivas en varias Instituciones de la República como ser Ministerio de Planeamiento y Coordinaciön, Ministerio de Finanzas, Secretaría de Deportes, Caja Petrolera de Salud, etc. y en importantes empresas privadas del país.
Columnista en periódicos de la Ciudad de La Paz El Diario y La Prensa, desde 1.988; Editor Deportivo del Semanario El Mundo de Maryland, Washington y autor de prólogos de libros sobre formación financiera, actualmente radicado en la ciudad de Cochabamba.

Como ex deportista y fanático del fútbol, no pude más que quedar asombrado por el hermoso espectáculo brindado por todos y cada uno de los jugadores del Barza, Barca o el equipo «culé», como usted quiera llamarlo; enfrentando al Santos de Brasil en un partido amistoso brillante, en el cual Barcelona literalmente «paseó y bailó» al equipo donde se inició el rey del fútbol de todos los tiempos: Edson Arantes Do nascimento, popularmente llamado Pelé:

Fue una clase magistral que el Barza dibujó en el césped propinándole al Santos una espectacular goleada de ocho goles a cero que pudieron llegar fácilmente a la docena ya que las estrellas del equipo español (que en la cancha son obreros y artesanos del fútbol vistoso y efectivo), hicieron lo que quisieron con el pobre y otrora poderoso Santos de Brasil cuyos jugadores se limitaron simplemente a observar la serie de exquisiteces futbolísticas demostradas por el Barca con pasividad asombrosa, era como para cobrarles la entrada porque solo se limitaron a sacar la pelota de sus redes una y otra vez.

Imagínense si hubieran jugado juntos Messi y Neymar, seguramente sus «diabluras» darían y seguramente darán resultados propios del basquet y no del fútbol. Por otra parte en nuestro medio, los más felices fueron los hinchas bolivaristas, especialmente los fanáticos de la curva norte del Estadio Hernando Siles, debido a que el «equipo culé» los «vengó» de la catastrófica goleada por marcador idéntico que sufrieron hace poco más de un año a manos del «ex poderoso» Santos de Pelé.

Finalmente, es necesario recalcar que Barcelona retomó su inmensa categoría después de haber fracasado en la Champions League frente a los excelentes equipos alemanes de Bayern Munich y Borussia Dortmund. Asimismo, tuvieron que asumir el cambio de su gran técnico Pep Guardiola que emigró justamente al Bayern alemán, por el recientemente elegido Gerardo «el Tata» Martino (caballero por caballero, triunfador por triunfador), pero se sacudieron de un fracaso anterior para retornar a su senda acostumbrada: el triunfo.

LINKS RELACIONADOS
desastre total



sopa de mani



elecciones2019



Komadina



Soria Galvarro



Reporteros Sin Fronteras



CPJ



Knigth Center