Data: agosto 6, 2013 | 8:44

A DOS AÑOS DE LA IMPUNE CONFISCACIÓN

Confiscación

Dos quejas dirigidas a Rolando Villena en julio y diciembre del 2011 sobre la incautación, quema y otras agresiones que afectaron la libre circulación de Sol de Pando en Cobija, no fueron respondidas hasta la fecha por la autoridad defensorial. El Director de este periódico denunció que un estrecho colaborador del Ministro de la Presidencia, incrustado en la Defensoría, habría influido sobre las actitudes prevaricadoras de Villena en este y otros casos…

Edición ImpresaEl 11 de julio del año 2011 funcionarios de la Gobernación, encabezados por el Gobernador en persona —en conocimiento y bajo instrucción del Ministro de la Presidencia—, confiscaron en Cobija un paquete conteniendo 2.000 ejemplares de la edición del periódico Sol de Pando, que luego quemaron en predios de la Gobernación de Pando.

Aquel atentado sin precedentes en la historia democrática del país fue el inicio de una escalada de cobarde persecución y sistemática proscripción contra el trabajo de este medio de comunicación, que nació para servir al pueblo pandino por encima de todo compromiso sombrío y subalterno.

A pesar de enérgicas denuncias públicas sostenidas por los principales gremios de la prensa nacional, ninguna autoridad competente tomó cartas en el asunto y las agresiones contra Sol de Pando subsisten y permanecen en absoluta impunidad, algo inconcebible en un régimen democrático.

A pesar de que los autores materiales e intelectuales del delito han sido plenamente identificados, y no obstante que la unidad jurídica de la Gobernación admitió el hecho responsabilizando a dos de los funcionarios involucrados (Ruiz y Cornejo) —aunque se sabe que hubo más agresores (López y otros)— no hay ningún resultado de supuestos procesos administrativos ni mucho menos judiciales, ya que ni el defensor del Pueblo ni el Ministerio Público cumplieron su deber como corresponde en este caso.

Los ataques contra nuestra labor informativa tocaron el extremo de recurrentes intentos de secuestro como el que enfrentamos el 12 de octubre del 2012 cuando se intentó “arrestar” a los responsables del periódico en puertas de un hotel (la primera tentativa estuvo a cargo de un sicario conocido como “Chito” López que intervino en la confiscación del 2011).

Aunque la impunidad se impone Sol de Pando resiste y resistirá los ataques, amparado en la luz de la verdad.

¿Qué defiende el Defensor del Pueblo?

Dos quejas dirigidas a Rolando Villena en julio y diciembre del 2011 sobre la incautación, quema y otras agresiones que afectaron la libre circulación de Sol de Pando en Cobija, no fueron respondidas hasta la fecha por la autoridad defensorial. El Director de este periódico denunció que un estrecho colaborador del Ministro de la Presidencia, incrustado en la Defensoría, habría influido sobre las actitudes prevaricadoras de Villena en este y otros casos.

La Gerencia y Dirección de Sol de Pando formalizaron su queja ante el Defensor del Pueblo reiteradamente, denunciando las presiones ejercitadas contra nuestra entonces jefa de canillitas, cuyo grupo familiar y vecinal fue obligado a dejar de vocear el periódico con la amenaza de ser excluido del programa “Empleo Digno”, además de las amenazas de agresión física y vendettas judiciales vertidas contra el plantel de prensa del periódico.

Nuestras quejas nunca merecieron respuesta por parte de Villena.

LINKS RELACIONADOS
columna-carlos-mesa
Knigth Center
Reporteros Sin Fronteras
CPJ